Por: Dante Álvarez / Soñemos Toluca
Un tema vergonzoso en el área metropolitana del valle de Toluca, la quinta más grande del país, del estado con mayor PIB a nivel nacional, es la inexistencia de un sistema de drenaje, en su lugar lo que se hace es descargar agua contaminada a los arroyos y ríos que nacen en la montaña de agua Xinantecatl y desembocan dentro de la cuenca del río Lerma.
El río Verdiguel o Xicualtenco se forma de escurrimientos del volcán y un manantial que existía en la Ex – Hacienda San José de la Pila, hoy la Alameda 2000, en la delegación de San Buenaventura, además de la abundante agua de lluvia que precipita en el valle durante el verano.
En tiempos de los Matlazincas, el río Xicualtenco, fue aprovechado para la agricultura. En la colonia, los españoles decidieron usar las aguas del río para la producción porcícola, por lo que se establecieron en su rivera granjas, tenerías y una producción que daría a Toluca una fama de choricera, además de contaminación, ya que para el siglo XVIII, el río era ya la cloaca principal de la villa. Desde entonces, hasta recientes administraciones han existido esfuerzos para entubarlo.
La recuperación de ríos es ya una tendencia y prioridad a nivel mundial, con casos exitosos en Seúl o Bilbao y con proyectos en curso en ciudades como Moscú, Los Ángeles, pero también en América Latina en ciudades como Medellín y Guayaquil. Además de la propuesta para recuperar el río la Piedad o el Canal Nacional en la ciudad de México.
Ya en el siglo XXI, ha habido voces en Toluca por recuperar el valor ambiental y paisajístico del río Verdiguel, que al ser colector de aguas pluviales del valle, tiene potencial de aprovechamiento hidráulico, el agua de lluvia al estar menos contaminada se le podría dar uso agrícola, y sería más barato mitigar la contaminación al tratar sólo volúmenes de aguas servidas y así contribuir a la recuperación del río Lerma.
¿Cómo podría ser Toluca si en lugar de esconder la basura bajo la alfombra se hiciera un esfuerzo por aprovechar a nivel urbano las abundantes aguas de lluvia? Además de generar plusvalía por el valor paisajístico y atraer inversión privada en la zona, la infraestructura ayudaría a reducir inundaciones, además de que la recuperación del espacio público, al generar lugares de encuentro que promueven la cohesión de las comunidades, reduciendo conductas antisociales.
Soñemos Toluca presenta como podría ser Avenida de los Maestros y la colonia la Mora de recuperarse el río Verdiguel.