Por: Penélope Cervantes

¿No se cansan de servir? ¿No se cansan de obedecer? ¿No se cansan de sufrir? ¿Qué hacer cuando estás acorralada? Cuando unos tienen todo y tú una migaja, cuando unos hacen poco y tú te desgarras en la fábrica. Cuando te maltratan tanto que ya ni sientes que es maltrato, cuando te han robado todo que piensas que no tienes derecho a nada. Cuando la justicia y el derecho a vivir digna es un cuento de hadas.
¿No se cansan de gritar? ¿No se cansan de pintar? ¿No tienen miedo? ¿Qué hacer cuando a tu hija la mataron? Cuando a tu hermana la violaron, cuando a tu esposa la secuestraron, cuando la vida te quitaron. Nunca será suficiente una pared rayada, un Madero o un Adolfo pintados. ¿Y qué si pintaron muros? ¿Y qué si rompieron? ¿Y qué si no pasas? Si les quitaron todo. ¡Todo!
Una se levanta y se organiza, se sacude el polvo y hace trizas, la demagogia y la falsa justicia. Una se rebela, se hace cargo de una misma.
Están aquí por Sonia, Areli, Sitzi, Deni, Fátima, Eugenia, Xóchitl… Por todas las que yo no están.
«Y la que quiera romper, que rompa.
Y la que quiera quemar, que queme.
Y la que no, que no estorbe.»

Fotos: Jazmín CR – Víctor Castillo – Ramses Mercado